jueves, mayo 28, 2009

27º Salón del Comic de Barcelona: Ojalá estuviera allí

Mañana abrirá sus puertas oficialmente el Salón del Comic de Barcelona, situado en el habitual Palacio 8 de la Fira de Barcelona y con una duración algo peculiar pues se aprovecha la festividad del 1 de junio para abrir de viernes a lunes (cuando lo habitual era que durase de jueves a domingo). Este año sin duda hay muchísimos focos de atención que suscitarán el interés del público general, de los coleccionistas en particular y de los sketch-busters en especial, y es que, como es de recibo en un evento de estas características, las actividades, exposiciones y autores intentan contentar al mayor espectro posible de asistentes. Así, el salón contará con las exposiciones Viñetas en fuera de juego, sobre los tebeos dedicados al fútbol -y que a buen seguro levantará pasiones especiales este año, sobre todo Eric Castel-; Batman en Barcelona -que contará con los originales de Diego Olmos para el tebeo homónimo, primera coedición simultánea entre Planeta y DC Comics-; Esther y sus mundos, verdadero lujo para las seguidoras de la obra de Purita Campos que contará con una retrospectiva harto merecida; Niños Mutantes de San Ildefonso, dedicada a Calico Electrónico con motivo de su quinto aniversario; Jim Lee, con un repaso a la carrera del espectacular dibujante y que aprovecha la presencia del mismo; Victoria Francés, con un repaso a los originales de su última obra, El circo de Sasha; Bruselas Valonia se aparta del comic puro, pues ofrece el homenaje que cinco fotografos españoles hacen al tebeo belga y a su presencia en la ciudad; Cels Piñol, centrada en la obra y en la personalidad de este friki de corazón convertido en autor y escritor y que llega a los 20 años de carrera profesional; y finalmente la exposición que como cada año recoge a los Ganadores de los Premios del Salón del año anterior, centrada en autores de la talla y el talento de Gipi, Paco Roca, Carlos Areces, Pasqual Ferry y Roger Ibáñez.



Por lo que se refiere a las actividades que se desarrollarán a lo largo de los cuatro días, las hay para todos los gustos: talleres de comic para los más pequeños; sala de videojuegos para probar las últimas novedades del sector; un stand de la Legión 501 que será uno de los más solicitados a la hora de fotografiarse con jedis, siths y tropas de asalto; mesas redondas, presentación de novedades, encuentros con los autores... Toda una gran variedad de actividades para disfrutar y elegir en cada momento lo que podría uno hacer en lugar de pasar siete horas haciendo cola...


Y hablando de colas, como no podía ser de otra manera, los invitados de este año al salón han despertado gran expectación por su renombre y tirón. Desde luego que la lista es de las que le quitan a uno el hipo. Por lo que se refiere a invitados extranjeros, encontramos a Jim Lee, Mike Mignola, Jim Starlin, Terry Dodson, Jeffrey Brown, Mark Waid, Scott McCloud, Todd Nauck, Janry y muchos otros. Por otra parte, el comic español tampoco dejará de estar presente en concurridísimas sesiones de firmas en las que editoriales como Dolmen, Planeta o El Jueves acercarán a autores con proyección o plenamente consagrados hasta su público. Paco Roca, Bernet, Pere Pérez, Quim Bou, Azpiri, Víctor Santos, David Rubín, Salvador Larroca, David López, Canales y Guarnido... La lista es verdaderamente interminable y una auténtica locura en la que muchos de ustedes estarán plenamente inmersos desde ya mismo. Para una información más detallada y exhaustiva no dejen de visitar la página oficial de FICOMIC o el dossier con información sobre el Salón que el imprescindible Trazos en el bloc elabora como cada año.

Repasando las entradas dedicadas a otros años, los diarios de guerra de un sketch-buster, he constatado que pese a jurar y prometer que no volvería al año siguiente, repetía una y otra vez mis visitas a un salón al que pese a las aglomeraciones y los nervios le tengo muchísimo cariño por diversas razones. El año pasado cerraba la entrada prometiendo que este año sí volvería, y curiosamente no va a ser así por diversos motivos de índole personal y profesional, y reconozco que será muy a mi pesar, echando de menos esas charlas en las colas a lo largo de cinco o seis horas, esas miradas de apremio o de nervio entre aficionados que no colegas, esos clásicos como Tornasol, la Gnomo o mi sosias Librero de los Simpsons, las mochilas, los paseos por la Rambla o el puerto y los pinchos en el Bilbao, la escapada de turismo de rigor... En fin, que este año no prometo nada para el que viene, y que sea lo que sea... ¡Disfruten ustedes por un servidor!

4 comentarios:

Yota dijo...

Si es que nos quejamos, pero anda que no me lo paso yo bien ni na en las colas para las firmas, de hecho gracias a ellas han salido muchos de los que hoy en día son mis mejores amigos.

Respecto al salón de Barna, yo hace años que deje de decir que iría porque siempre ya sea por pasta, examenes o este año, conciertos. Nunca voy. Así que ya me callo para no convertirme en un "el mes que viene Supreme" más.

Osukaru dijo...

Alguien ha dicho por aquí... "SALA DE VIDEOJUEGOS"!!!!!!!.

>8)

Ñejñejñej!!.

Plissken dijo...

Yota, el Salón es una de cal y dos de arena, pero siempre suele compensar. Yo este año me dejo de pronósticos, que el próximo sí me gustaría volver ;D

Plissken dijo...

Osukaru, el salón de videojuegos lo tenemos montado sin necesidad de salir de casa ;D Qué estressss de Mercenarios porfavorya.... A ver qué liamos la próxima vez, jejeje.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...