martes, septiembre 15, 2009

Avilés 2009 en imágenes: Album personal de las XIV Jornadas del Comic de Avilés


El dibujante canadiense Yanick Paquette fue el primero en lanzarse a las terrazas como un poseso para dibujar a todos los aficionados que así lo desearan. Siempre rodeado de nutridos grupos de frikis Paquette destilaba simpatía por los cuatro costados y una clara voluntad de no dejar a nadie sin su sketch, algo que le costó un notable dolor de espalda dadas las horas que pasaba en tan delicada postura. Menos mal que una aficionada atenta le llevó una crema antiinflamatoria para aliviar la molestia. La simpatía y entrega de Yanick se plasmaron en tres premios de las jornadas, merecidísimos todos ellos.


La presencia del dibujante danés Peter Snejbjerg fue uno de los principales alicientes que tenía este año para asistir a las Jornadas. He seguido su trabajo a lo largo de los años con bastante interés, pero es su participación en dos obras que amo profundamente lo que me impelía a conocerle y a conseguir un dibujo que recordara su paso por España. Gracias a su simpatía conseguí un dibujín de Starman y pude comprar una de las pocas páginas de La brigada de la luz que hay en circulación. Dado el cariño que profeso a ambas obras el poder compartir con él un rato en las terrazas fue un verdadero privilegio.


La tarde del jueves la dedicamos por completo a observar a Scott Hampton, ilustrador y artista que se volcó en todos y cada uno de los dibujos -o más bien pinturas- que realizó en el transcurso de las Jornadas. El dibujante, afincado en Carolina del Norte estuvo arropado en todo momento por su esposa, la simpatiquísima Letitia. Fueron cinco horas de espera que se pasaron en un suspiro y durante las cuales fuimos testigos de la creación de verdaderas maravillas, cómo el boceto a lápiz se perfilaba con colores y como sobre la base de un color aplicaba otros que acababan resultando en los buscados por el artista. Una delicia que lamentablemente resultó infructuosa, pues llegó la hora de la cena. Eso sí, Scott nos prometió que al día siguiente estaríamos entre los primeros para conseguir una de sus preciosas ilustraciones.


Una de las novedades de este año fue la sustitución de la carpa habitual por otra "de emergencia" y la ausencia de Brita, el terremoto que hacía las noches más divertidas y extrañas y que preparaba desde improvisados conciertos hasta queimadas y noches embrujadas por sorpresa. Este año fue un bar local el encargado de atender la barra, personalizada al efecto. Lo que perdimos en frikismo y precios populares lo ganamos sin duda en belleza. Avilés' nights...


Y como Scott Hampton es todo un caballero cumplió su palabra a rajatabla -pese a mis temores y a mi reparo en "saltar turno"- y realizó sendos dibujos matinales para Leti Sparks y un servidor. Verdaderas bellezas que Scott nos pidió le mandásemos escaneadas y que nos dejaron completamente embobados. Hacía tiempo que no deseaba tanto recordar la visita de un autor, así que solicitamos una foto con Letitia y con Scott como recuerdo de su paso por España. Se nos notará felices. O algo.


El dibujante y entintador británico Gary Erskine vino por su cuenta a las Jornadas, y además lo hizo haciéndose notar con estilo, luciendo un kilt escocés que lució por las calles de la ciudad y llevó a la recepción de los autores con el alcalde. Un tipo de lo más simpático con una insana afición por los dulces y por los personajes clásicos de ciencia ficción británica. Un tipo genial.


La tarde del viernes fue una verdadera locura, con muchos autores dibujando a diestro y siniestro en las terrazas y todo el mundo yendo y viniendo de un lugar a otro. A eso de las ocho subió Herb Trimpe desde el hotel. Herb fue uno de los dibujantes más solicitados por su trayectoria dilatada y por la importancia de alguno de sus tebeos, y yo ya daba por perdida la posibilidad de conseguir un dibujo suyo. De ilusión también se vive así que me coloqué el último en el grupo de aficionados que rodeaban a Herb y a su atenta y maja esposa, Patricia. El tiempo corría, los aficionados se marchaban, y llegó la hora de la cena... Se acabó lo que se daba... O no. Porque un Trimpe eufórico y a gusto dijo que no quería cenar. La copiosa comida -como no podía ser de otra manera en Avilés- y una siesta le habían dejado fresco como una rosa y con ganas de atender a cuantos más aficionados mejor. Yo no me lo creía. Trimpe. Eufórico él y eufórico yo... Este tío es la leche. Junto con Raúl, Ester, Leti y Jorge hicimos una colecta de campaña para aviar una cena de emergencia con la que matar el hambre y de paso invitar al matrimonio Trimpe, a los que aún no he terminado de agradecer su maravilloso gesto. Y por supuesto, lejos de marcharnos en cuanto conseguimos nuestro dibujo, seguimos compartiendo mesa, charla y risas con un hombretón de los de antes y con su adorable mujer durante un par de horas más.

Se nos vuelve a notar felices... ¿Por qué será?


Un viaje de Plissken no es completamente redondo si no hay gatos. En un patio lleno de vegetación encontramos esta vaquita que, haciendo honor al carácter arisco, interesado y desconfiado de los gatos, se acercó hasta un desconocido ronroneando como una locomotora para recibir un poco de cariño. Lo que tienen que aguantar los pobres gatetes.


Y ya por fin termino este apresurado repaso a las Jornadas con una instantánea del cachopo de cada año que sirven en el restaurante El Nogal y que, de nuevo, me derrotó miserablemente, dejando en el plato el último trozo de carne junto con toda la guarnición de patatas y champiñones... ¡¡¡Pero qué bueno estaba, por Crom!!!

Como siempre, un cariñoso abrazo para todos los amigos con los que compartimos mesa, cervezas y momentos verdaderamente inolvidables, y mi más sentido agradecimiento para todos los miembros de la organización (Jorge Iván, Ángel, Irma, José Manuel, Germán El Grande, Diego) que hacen que cada año Avilés se convierta en una cita ineludible y en un lugar en el que todos, por unos días, nos sentimos como en casa. El año que viene, lo prometo, gestionaré mejor el viaje y no me perderé la ceremonia de clausura, lo único que este año hemos echado en falta por motivos tan espúreos y superficiales como el puramente monetario. Dios, 360 días y contando...

14 comentarios:

Bruce dijo...

Nivel de envidia: alcanzando máximos históricos...

Carlos Pujol dijo...

Chapó a esta entrada, me he sentido transportado a Avilés desde el primer párrafo. Buenísimo el detalle de Trimpe y buenísimo la colecta para su cena. Que buen ambiente se respira por Avilés, ojalá hubiera estado. Un saludo.

Dani Serrano dijo...

Mi nivel de envidia: el de Bruce +1

:)~~~

The Korinthian dijo...

Qué bien se lo pasa uno, Plissken....
Un placer compartirlo!

Plissken dijo...

Bruce, deberíamos liar unas Jornadas del Comic Interprovinciales... ¡Y traer a Herb!

Plissken dijo...

Carlos, nunca es tarde, y de hecho, cada año hay nuevas incorporaciones entre los aficionados. A ver si el año que viene te animas. Me sé de un par que intentarán no faltar ;D

Plissken dijo...

Dani, que a ti te pillan más cerca que a Bruce, jejeje.

Plissken dijo...

Korinthian, hay que vivirlas como hemos tenido la suerte de hacerlo nosotros. En Expocomic más, jejeje. ¡Un saludo!

Bruce dijo...

Sobre todo por un clásico como Trimpe. ¿Sigue enseñando? El hombre lo pasó mal cuando lo largaron de Marvel, tuvo que reciclarse.

http://ch999.blogspot.com/2007/10/as-se-finiquita-un-dibujante-clsico.html

Bruce dijo...

Enseñando=dando clases. Mal pensados.

milo dijo...

No sabría decirte si sigue enseñando, habló de experiencias como maestro pero no recuerdo si en presente o pasado, lo que te puedo asegurar es que ha cambiado de esposa :)

PD: Y se nota que sus últimos números para marvel fueron todo un calvario, mira que tener que imitar el estilo de Rob Liefeld en los 4F :P

Plissken dijo...

Bruce, secundo el comentario de Milo al 100%. Su trabajo para FFUnlimited es un muestrario de lo peor de los noventa, clónico del peor Larsen y del mejor Liefeld. Desconocía la tremebunda historia de sus últimos días en Marvel, pero desde luego los años han debido calmar ese resentimiento o por lo menos no mostrarlo ante los aficionados. Herb dibujó Hulks y Wolverines a cascoporro con una sonrisa de oreja a oreja... Que Chap Yaep trabajara en los 90 y este hombre tuviera que retirarse... Qué asco de negocio.
Lo que sí le pregunté es su opinión de España, y tanto él como su señora estaban encantados. Barcelona-Asturias en coche hicieron, un paseo.

juliangarechaga dijo...

Buenísimo resumen de las Jornadas. Lástima que mi perfil estropee la foto de Erskine.Por cierto, si es buena la anécdota de la cena con Trimpe y Patricia el detallazo de Leticia al regalarle unos pasteles a Erskine (carbayones)
Os esperamos en las XV a ver si todos podemos estar toda la semana.

Plissken dijo...

Julián, nada de estropear, hombre, que también eres un veterano de las Jornadas ;D Y a Erskine había que tratarlo como se merecía, por dar espectáculo con su vestimenta típica, por su simpatía y por hacer unos dibujos realmente espectaculares por el simple amor al arte y por compartirlo con sus seguidores. En fin, que al final uno no puede poner nada malo de las Jornadas aunque lo intente. ¡Un abrazo y hasta el año que viene!

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...