sábado, agosto 18, 2007

El baúl de Plissken: Spaced, frikis como nosotros

[Amenacé con una recuperación de entradas añejas, que inauguro con esta sincera y sentida recomendación de una serie que vuelta a ver un par de veces no ha perdido un ápice de frescura, autenticidad y sobre todo diversión. La oportunidad de la recuperación, como siempre, en breve en este su blog amigo.]
El año pasado se estrenó en España Zombis Party, título magistralmente adaptado al ingles del original “Shaun of the dead”, que hacía la doble referencia al protagonista del film –Shaun- y al tiempo homenajeaba al clásico de terror de George A. Romero Night/Dawn/Day of the dead. La peli era una parodia muy inteligente sobre el género de zombis que al final acababa metiéndose en un follón clautrofóbico-cómico-gore del que no sabía muy bien cómo salir. Los protagonistas, un par de inadaptados que pasan el día jugando a la Playstation y la noche en un pub bebiendo cerveza se encuentran en un fregado zombi de la noche a la mañana. Todo el film estaba plagado de referencias frikis, ya fueran musicales, cinematográficas o comiqueras. [Por cierto, que al maestro Romero le gustó tanto que ofreció cameos como zombi a los protagonistas en su recién estrenada Land of the dead.] Me dejó una agradabilísima sensación, así que decidí apuntarme a Simon Pegg y Nick Frost como actores a seguir en futuras comedietas. Me equivocaba de tiempo en el que buscar, desde luego.

A principios de veranillo invité a unos colegas a comer. Tarde de domingo resacosa, con ese calor húmedo de mediados de julio que invita a poco. Uno de ellos trajo unos cuantos dvds para ver, la mayoría comedia. Tras descubrirme La hora chanante –sí, no la conocía, lo reconozco, no tengo tele de pago, snif­- me dijo: ¿Te acuerdas de Zombis party? Si te gustó, vas a flipar con esto...
Vaya si me gustó. “Spaced”. Serie británica de 1999. Dos temporadas. 14 capítulos. Mismo director, mismos protas. Diez veces mejor que Shaun of the dead. Sin bajones. Dejad que me explique.

Daisy Steiner (Jessica Stevenson) es una periodista en paro que acaba de ser abandonada por su pareja. Su mejor amiga es Twist (Katy Carmichael), una rubia que vive para sus fiestas y que trabaja en el mundo de la moda (véase lavandería). Tim Bisley (Simon Pegg), al cual su novia también le acaba de abandonar, es un dibujante de comics frustrado –vio rechazada su obra por una editorial- y trabaja en una librería vendiendo aquello que le gustaría realizar. Su mejor amigo, Mike Watt (Nick Frost) es un apasionado de lo militar que vive con su madre a sus taitantos y no tiene otra cosa mejor que hacer que meter a Tim en follones y en rememorar cómo fue expulsado del ejército por robar un tanque e intentar... conquistar París, pero se desvió de su objetivo y fue arrestado en EuroDisney, concretamente en la Space Mountain.
Daisy y Tim coinciden en un café y comparten sus penas. Además de haber perdido a sus respectivas parejas, no encuentran piso en alquiler que sea asequible. Un anuncio “sólo para parejas” les hará hacerse pasar por una para lograr el alquiler a buen precio de un apartamento de dos habitaciones. En su nuevo hogar se nos presenta a Marsha (Julie Deakin), la casera cuarentona, divorciada y aficionada al tinto que pelea continuamente con su hija –de la cual sólo se verán las piernas a lo largo de toda la serie- y Brian (Mark Heap), el artista conceptual y maldito del primer piso, que trabaja con materiales como “furia, miedo, dolor, agresión” para elaborar osadas obras de arte.

A ellos se les sumarán unos cuantos secundarios recurrentes: Tyres, el repartidor amante de las discos y amigo de Tim y Mike que conducirá a todos ellos a un viaje alucinante al fondo de la movida londinense; los compañeros militares de Mike, dedicados a construir robots para destrozarlos en luchas de idem; Duane, el tipo que le “robó” la novia a Tim y con el que se cruzarán en varias ocasiones; Bilbo, el dueño de la librería especializada donde Tim trabaja...
Con un elenco de personajes tan excéntrico como variopinto las situaciones cómicas se suceden en un festival de alegría, camaradería y optimismo. Vista en su totalidad la sensación que deja es la de haber compartido un rato con unos amigos a los que hacía tiempo que no veías y a los que, cuando vuelvas a ver dentro de un tiempo, te encantará saludar y recordar esos “viejos tiempos”.
La fiesta de inauguración del piso, la noche de marcha con Tyres, la exposición de Brian en una galería de arte, el asalto al laboratorio que experimenta con animales, la maratón de un día seguido jugando al Resident Evil 2, las peleas y reconciliaciones... A lo largo de las siete horitas que esta panda nos regala vivimos la evolución de sus personajes, vemos cómo establecen fuertes lazos entre ellos, que trascienden la amistad para convertirse en hermandad. No es eso exactamente, pero creo que por ahí van los tiros. Una de las frases que me marcó de Spaced es la siguiente: Dicen que la familia del siglo XXI estará compuesta por los amigos, no por los parientes.

Y además, la serie es friki. Muy friki. No en el sentido “vamos a ser frikis porque está de moda” o “vamos a colarles a estos inadaptados un producto que comprar”. La series está hecha por gente que ha mamado la culturilla popular de los últimos 30 años y que la ha disfrutado. Las referencias en la serie son tantas que es difícil pillarlas todas, pero hay referencias/homenajes a: Star Wars, Star Trek, Babylon 5, Buffy, Matrix, Robert E. Howard, la saga de Posesión Infernal, los videojuegos Resident Evil o Tekken, El sexto sentido, La profecía, Scooby Doo, El equipo A... Uno de esos guiños es el hacer que el actor que encarna a Duane –digamos, el “archienemigo” de Tim- es encarnado por el actor que puso la voz a Darth Maul en La amenaza fantasma... ¡¡ y habla casi igual en la serie!!

La vimos casi de tirón, y estoy resistiendo la tentación de volverla a ver. Quiero dejarla reposar un tiempo, como un buen vino, y volverla a disfrutar. Y reírme con Tim y Daisy y Mike y Brian y Twist y Marsha y Tyres... Con ellos, no de ellos, porque pocas veces he visto tratar con tanto cariño al mundillo de los fans del comic, del cine de serie b y de los videojuegos. Tic tac, tic tac... ¡Ya queda un poco menos!

10 comentarios:

Adri!!! dijo...

La quiero, la quiero, la quiero, la quiero!!!!!!

Plissken dijo...

Y la tendrás golosóoooon, a ver si te la puedo llevar a expocomic! Un saludin amiguico!

Las Neuronas de la Langosta dijo...

Al habla el maromo que se dedicó a traducir la serie y luego se la pasó a Borja. Me alegro de que os haya gustado. Algun otro as tengo en la manga...por cierto, podeis visitarme en mi nuevo blog "La Cabeza de la Langosta" (http://cabezadelangosta.blogspot.com). ¡¡Saludos, Plissken!!

Plissken dijo...

La coña de recuperar incluso los comments es esta: Adri ya tuvo la serie en su momento, y Nacho dejó que la Langosta fuera zampada por algún Mr. Creosota, aunque amenaza volver con un blog suculento que espero llegue a ver la luz lo antes posible.

Adrian dijo...

Po zi, ya tengo la serie, y confirmo mis sospechas, mola mogollon!!! (que no mazo, como se nota que no he estado por Madrid ultimamente).

Por cierto, el blog de la langosta era grandioso, y me hizo conocer cierta pelicula de adolescentes y serie negra mas que buena. Asi que eternamente agradecido.

:D

P.D: He vuelto.

Plissken dijo...

Adri, ya se te echaba de menos, ya. Supongo que entre los calores sevillanos y el estudio habrás estado liadísimo...

¿Nos vemos en Avilés?

¡Un abracho!

Pablo dijo...

Adri, te escribí un correo a gmail por si nos veíamos por Sevilla, pero parece que ya has vuelto y no podrá ser.

Lo de Avilés se me está complicando de mala manera.

Adrian dijo...

Pablo, te mande un mail ;-) y si no puedes venir a Aviles no pasa nada, pero molaria vernos todos alli.

Pedro: ya tengo reserva hotelera, aunque no sea en el Luzana (que por lo visto esta hasta arribita). Que dia llega su merced?

Plissken dijo...

Pablo, menuda faena, aunque espero que las complicaciones sean "normales" y ningún motivo serio sea la causa de esa posible ausencia. En cualquier caso, posponemos la cervecita a otro momento y lugar ;D

Adri, la reserva la hicimos en junio, pero no sabía que este año también iba a haber overbooking en el tema del alojamiento.

Nosotros llegaremos el miercoles a la hora de cenar, así que estaremos "de caza" solo tres días ;D Este año igual se impone asistir a la cena "oficial" y todo, jejeje. ¡Un abrazo!

Pablo dijo...

Plissken, las complicaciones no son nada serio, sólo que han salido un par de trabajos con prisa y hay que cogerlos. Y además que Pablo tiene un cole asignado, pero todavía estamos pendiente de la lista de espera del que solicitamos originalmente en el cole más cercano a casa. Seguro que en los centros de entrenamientos jedi para felinos no pasan estas cosas...

:-D

De todos modos la rajada todavía no es al 100%.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...